21dediciembrecomentarioisaias644

Comentario Diario #100: Isaías 64:4

Versículo:

Ni nunca oyeron, ni oídos percibieron, ni ojo ha visto a Dios fuera de ti, que hiciese por el que en él espera. (Isaías 64:4)

Comentario:

Sólo unas pocas cosas me han abrumado con mayor alegría que la verdad de que Dios ama mostrar su divinidad trabajando para mí, y que su trabajo para mí está siempre antes, debajo y en cualquier trabajo que haga para él.

Al principio, puede sonar arrogante sobre nosotros, e implicar un desprecio por Dios, decir que trabaja para nosotros. Pero eso es sólo por la connotación de que soy un empleador y que Dios necesita un trabajo. Ese no es el punto en el que la Biblia habla de Dios trabajando para nosotros. Como en Isaías 64:4: Dios trabaja «para el que espera en él».

El sentido correcto de decir que Dios trabaja para mí es que estoy arruinado y necesito ayuda. Soy débil y necesito a alguien fuerte. Estoy en peligro y necesito un protector. Soy ignorante y necesito a alguien sabio. Estoy perdido y necesito un guía.

Que Dios trabaje para mí significa que no puedo hacer el trabajo.

Y eso lo glorifica a él, no a mí. El Proveedor recibe la gloria. El Poderoso recibe los elogios.

Acepta esta verdad y libérate de la carga. Deja que Dios haga este trabajo.

Oración:

Señor, gracias por, en Tu amor, ayudarme con el trabajo que mis fuerzas, ni habilidades me permiten realizar. 

Comments

Comentarios

Confía en DIOS 

"Se feliz, porque la piedra nunca es tan grande si confías en Dios, porque las injusticias acaban pagándose, porque el dolor se supera, porque el coraje te levanta, porque el miedo te fortalece, porque los errores te hacen aprender y porque nadie es perfecto. DIOS hoy, camina contigo. Feliz Día."

PARA RECIBIR NUESTRO MENSAJE CORTO DEL DÍA EN TU CELULAR, DESCARGA NUESTRA APLICACIÓN ANDROID.
DESCARGAR APLICACION
close-link